30 Ejemplos De Lao Tse Sobre La Vida

La mejor presentación de ensayo argumentativo

Las formas principales de la existencia natural de "la idea absoluta" es la mecánica, el físico,. Caracterizando la mecánica, Hegel examina el espacio, el tiempo, la materia, el movimiento, la inclinación mundial. Es idealista interpretando estas nociones básicas de los mecánica, Hegel trata lógicamente de sacar la materia del tiempo y el espacio. Además él es obligado a reconocer con todo que no hay vacío, no rellenado tiempo y el espacio, de que, en contra de su afirmación idealista, debe que el tiempo y el espacio representan las formas de la existencia de la materia.

Hegel contrapone a la representación metafísica sobre abstracto, que excluye las distinciones la identidad la representación dialéctica sobre la identidad concreta que contiene en él las distinciones. La noción de la identidad abstracta supone la existencia invariable, siempre las cosas iguales. La noción de la identidad concreta indica, al contrario, que cada fenómeno es cambiado, e.d. no se queda a él mismo siempre igual, y pasa en otro, contiene en él este otro como el contraste, la negación, el embrión del futuro.

La historia de la humanidad es representada por Hegel como el progreso en la conciencia de libertad, que, según su opinión, compone la naturaleza interior de la persona, pero sólo poco a poco, a lo largo de la historia multisecular se da cuenta por la persona, gracias a que él se hace en efecto libre.

El proceso lógico del desarrollo termina a Hegel por la noción "de la idea absoluta", que al principio "aparta" la existencia, le informa el movimiento, en que resultado la existencia se hace sustancial. Luego se descubre como la esencia, como la noción y, al fin, gracias al desarrollo de la noción como "la idea absoluta", que actúa como la unidad sistemática, diversa de todas las partes, de las definiciones lógicas, caracteriza no sólo el mundo como entero, sino también su conocimiento.

En las filosofías del espíritu es brillante han influido especialmente propio a este pensador y la burguesía alemana de aquel tiempo en general conservador, y la parte las miradas directamente reaccionarias. Sería incorrecto negar con todo eso completamente a esta razón el significado positivo de los trabajos de Hegel. Su método dialéctico ha sido la base unos trabajos más avanzados filosóficos.

La tercera parte del sistema filosófico de Hegel - la filosofía del espíritu - es dedicada al examen "de la idea absoluta" sobre la fase final de su desarrollo, cuando ella, abandonando la naturaleza, "vuelve" a él en la cualidad "del espíritu absoluto", e.d. "la idea absoluta", que ha superado "la alienación", que ha quitado la negación (naturaleza) y que se desarrolla como la conciencia de la humanidad sobre toda la extensión de la historia universal. En la naturaleza, por Hegel, el contenido espiritual se encuentra en el conflicto constante con la forma limitada e inerte material. La filosofía del espíritu de Hegel es la doctrina idealista sobre el desarrollo de la conciencia individual y pública, sobre el desarrollo intelectual de la humanidad en general. Por eso la historia de la humanidad reducida a la historia de su desarrollo espiritual, resulta al fin de cuentas por la historia del conocimiento y la autognosia.

El pensamiento refleja la realidad objetiva, y, ya que correctamente la refleja, se puede hablar sobre la visión del mundo razonable. Pero Hegel identifica el reflejo de la realidad (la razón) y lo que se refleja, - la realidad objetiva. Esta identidad de la razón mundial con el mundo diverso de los fenómenos, este proceso del pensamiento, contiene en él toda la variedad de la realidad, y se llama en ello por "la idea absoluta" es llenado, por un lado, el contenido completamente real natural e histórico, y por otro lado, resulta por la representación refinada sobre el Dios.

En el físico Hegel examina los cuerpos celestes, luz, el calor, el quimismo,.. ., tratando abrir el enlace entre estos procesos y mostrar que todos ellos forman una serie consecutiva jerárquica de los descubrimientos que engendra su esencia espiritual. En esta parte de la filosofía naturalista de Hegel muchas admisiones cualesquiera, las afirmaciones infundadas que testimonian de un modo evidente la incapacidad del idealismo científicamente generalizar los datos de las ciencias naturales. Hegel rechazaba en general ya la representación, que se ha formado en tiempo su, sobre el proceso químico como sobre la interacción de los átomos, él negaba y también aquel hecho que el agua consiste del hidrógeno y el oxígeno. Él se acerca también a la comprensión de la electricidad como la forma especial del movimiento de la materia.